27/5/10

Corazon de hotel

Si para ti fui sombra cuando cubrí tu cuerpo,

si cuando te besaba mis ojos eran ciegos,

sigamos siendo noche,

como la noche inmensos,

con nuestro amor oscuro, sin límites, eterno…

Porque a la luz del día nuestro amor es pequeño.

Manuel Altolaguirre.

Imagen:Raymond Leech

1 comentario:

Sneyder dijo...

Cómo respuesta, es este verso del mismo autor

¡Qué música del tacto
las caricias contigo!
¡Qué acordes tan profundos!
¡Qué escalas de ternuras,
de durezas, de goces!

Un amor tan solo en la noche, al alba se evapora convirtiendose en deseo, para esperar la noche.


Un beso